10 de octubre de 2012

Orejas de fraile

Realmente, la vuelta al cole de este año me ha costado (y me está constando) más que otras veces. Tengo unas cuantas recetas que hice durante mis vacaciones y que quería compartir con vosotr@s, pero es que no había manera ... Al final me he dicho: "De hoy no pasa", así que empiezo con estas Orejas de fraile, que fueron un descubrimiento fantástico por su textura, su sabor... sólo deciros que volaron!!



INGREDIENTES
  • Un huevo.
  • Una cucharada sopera de harina bastante llena.
  • Una pizca de azúcar (no poner mucha para que no se quemen).
  • Un poco de leche.
  • Tiene que quedar como una bechamel clarita.

PREPARACIÓN

Mezclar los ingredientes con unas varillas hasta conseguir una masa sin grumos. 
En un cazo hondo y no muy grande, poner abundante aceite de oliva suave. Cuando el aceite esté bien caliente meter una cuchara sopera dentro.

Cuando la cuchara esté muy caliente, cogerla por el mango con cuidado y meterla en la masa, hasta un poco menos de donde empieza el mango. Escurrir un poco la masa sobrante y meterla en el aceite. Yo usé una cuchara de las del mango de madera y me fue muy bien para evitar las quemaduras...

Al meter la cuchara con la masa en el aceite, moverla un poco, y se desprenderá sola la masa. Si no es así, ayudaros con unas pinzas.

Poner a escurrir en un plato con papel de cocina absorbente, y pasar inmediatamente por azúcar.

Qué bien se ve esta oreja!!
Fuente de la receta: Webos fritos